GRAVEYARD "LIGHTS OUT", FURIA 'RETRO' DESATADA DESDE ESCANDINAVIA!!!


Llevo unas semanas (si exceptuamos el 'parón' Soundgarden) volviéndome a los fríos países escandinavos para degustar la música de unas cuantas bandas que merecen mucho, mucho, la pena.En estos países se rockea duro Pupilos! y a las muestras me remito -y me remitiré- porque de esa zona geográfico están saliendo nuevas bandas constantemente y de muy buena calidad que beben del pasado como si la vida les fuese en ello. Así, bandas como Jetbone, Graveyard, Spiders, Witchcraft y alguna que otra más, me tienen completamente atontado a la par que ilusionado con los buenísimos discos que están sacando estas bandas. En concreto, con los suecos Graveyard me llevé una grata sorpresa, había dejado pasar por alto su "Hisingen Blues" del año pasado y hace bien poco que flipé en colores con el segundo trabajo de los de Gotemburgo pero ¡Es que no lo había asimilado todavía cuando me entero que sacan uno nuevo!. A esto se le llama disciplina 70's tras haber sacado un album anterior con tanto éxito de crítica y fans.

Ya sabéis que lleva por nombre "Lights Out" y que salió a finales de octubre pero no vengo a hablaros de fechas y de discográficas, vengo a hablaros de música y la que facturan estos cuatro tipos es de una calidad y una pegada indiscutible. Hay mucha gente que los mete en el saco del 'doom' o del 'stoner' y no me quedo con ninguno de los dos para encasillarlos, lo de Graveyard va mucho más allá, es más profundo y enraizado en una época muy determinada pues parece que te estás teletransportando cuarenta años atrás cuando bandas como Black Sabbath, Blue Oÿster Cult, Led Zeppelin y Grand Funk Railroad dictaban las normas en cuanto a sonido y actitud en estudio y encima de un escenario. Si me tuviese que quedar con alguna de esas 'etiquetas' más modernas como mucho modificaría la de 'stoner' quedándome con algo parecido a lo que se entiende por 'stoner blues'...y tampoco.


Todo lo que aquí os encontraréis, para aquellos que no tenéis ni puta idea de lo que hacen los suecos, huele a añejo, a vino de 'gran reserva', a poso bien macerado y perfectamente entendido porque Graveyard son una banda 'retro' con letras mayúsculas. Ya os lo he dicho antes, cuando escucho sus discos el viaje en el tiempo es instantáneo e irremediable y este "Lights Out" continúa con la misma hoja de ruta y paso firme homenajeando constantemente una década, la de los setenta, que ya nunca volverá pero que ellos se van a encargar de recordártela con sangre.

Con el poco tiempo que llevo escuchándolos, puedo afirmar que la banda de Joakim Nilssom ha presentado su mejor colección de canciones a pesar del pelotazo que supuso "Hisingen Blues". Su anterior disco era rabioso, duro, áspero y desgarrado y "Lights Out" presume de los mismo adjetivos, pero han bajado un poco el pistón y el desgarro vocal de Joakim para ofrecernos un album muy equilibrado con unas composiciones más directas y redondas. Son tan sólo nueve temas en poco menos de cuarenta minutos pero las nueve canciones son oro puro amigos, os lo aseguro 100%. La voz de Nilssom suena aquí más profunda y grave abusando lo necesario de sus cuerdas vocales ofreciendo interpretaciones bellísimas como la relajada y 'bluesy' "Hard Times Lovin'" o la excepcional y estremecedora balada "Slow Motion Countdown" que te pone los pelos como escarpias a medida que sube la intensidad emocional e instrumental del tema para acabar en un climax que corta la respiración. El tema más largo con algo más de cinco minutos y la joya de la corona de "Lights Out" para éste que os escribe.

La parte más contundente no ha sido ni borrada ni minimizada, no me entendáis mal, porque ha nadie se le ocurriría decir que "A Industry Of Murder" no es un perfecto inicio, asesino y oscuro, como todo el disco, con un Nilssom recordándonos los alaridos de aquel primer Ozzy con Sabbath. Temas tan demoledores como su carismático single, "Goliath", el hipnótico y loquísimo "Seven Seven" o el trepidante riff  70's con la banda a toda máquina de "Endless Night" son una perfecta confirmación de que los suecos no han perdido el nervio. Me dejo aparte "The Suits, The Law & The Uniforms", el tema más 'stoner blues' si se quiere y la canción más pegadiza del disco. Quizás debiera haber sido su primer single porque se te pega instantáneamente desde el primer segundo acabando con unas trompetas muy en la onda de "Funhouse". Mi preferido de los temas más potentes.



"Fool In the End" es un medio tiempo en donde queda patente, por enésima vez, lo bien que saben construir estos tipos sus composiciones, me refiero a esos 'crescendos' de intensidad que os hablaba más arriba y que aquí vuelven a quedar demostrados con un comienzo con la voz aterciopelada y melódica del cantante sobre un ruidoso ritmo 'bluesy' para irse calentando la cosa, arribando a un estribillo desatado y desgarradísimo.

"20/20 (Tunnel Vision)" va relajando la furia y la rabia a través del tema más psicodélico del conjunto, el más progresivo con piano incluido, pero no os durmáis demasiado pensando en darle al 'Play' de nuevo porque Graveyard os sorprenderán otra vez con otro intenso subidón.

Conclusión, Graveyard han vuelto a demostrar con creces el por qué son una de las bandas más emergentes de los países escandinavos, no les ha podido para nada la presión de su exitoso anterior trabajo y se han currado un disco que, para mi gusto, supera ligeramente "Hisingen Blues" por sus reconocibles nueve temas y por la modulación y variedad de registros vocales de Joakim Nilsson. Ahora sólo falta esperar a que vuelvan al Azkena y se curren algunas fechas más en nuestro país porque sus directos son más que incendiarios con toda la banda sonando incluso mejor y más contundentes que en estudio.

10 comentarios:

t.mena dijo...

de lo mejorcito que hay ahi fuera.

Chals dijo...

Mira que no soy de darle al rock más cañeor, pero ese primer viedo me ha gustado mucho. Directo y nada pretencioso. Me encanta, sé de un amigo que no les conoce que se correrá del gusto con Graveyard. Saludos

PUPILO DILATADO dijo...

t.mena - ¡Ni lo dudes!! Estoy enganchadísimo a su discografía, ayer me escuché sus tres discos de tirón!

PUPILO DILATADO dijo...

Chals - ¡Pues ya tardas en 'darle el toque' a tu colega!,je,je. Estos tíos no pueden pasar desapercibidos, suenan cañeros? pues sí, pero tienen muchos pasajes intrumentales y melodías que son una auténtica delicia. Los 70's en estado puro!!!

ROCKLAND dijo...

Llevo solo una escucha y me ha parecido muy inferior al anterior. No sé, seguiré profundizando.
¿Qué tal va ese de Soundgarden? A mi me sigue pareciendo discreto.

Saludos.

PUPILO DILATADO dijo...

ROCKLAND - No sé...a mí me ha parecido más equilibrado que el anterior, se me quedan más los temas. Con "HIsingen Blues" lo veo todo como un bloque, sus cuatro primeros temas son más que matadores pero los últimos (que lo son también) no me captan a la primera como todos los de éste.

De Soundgarden sigo pensando lo mismo, disco que se disfruta aunque no llegue a trascender, eso sí, empiezo a tolerar "Bone Of Birds"...peligro!!!

Vinny Gonzo dijo...

No los conocía pero hace un par de semanas que no puedo dejar de escucharlo.
Tremendo como consiguen sonar tan clásicos y a la vez tan frescos, es como un maldito agujero de gusano que conecta el espacio tiempo.
Me quedo sin duda con Endless light, tremebunda.

PD: Menos mal que me has recordado lo de Soundgarden... Olvidadérrimos los tenía.

paulamule dijo...

Anda, pues a mí se me ha pasado y no sé si me dará tiempo a escucharlo antes de que acabe el año. Qué estréssss.
Salud.

PUPILO DILATADO dijo...

Vinny Gonzo - Hey Vinny!! cuanto tiempo sin pasarte por Pupilandia!!. Bienvenido de nuevo.

Para mí también han sido todo un descubrimiento, YEAH!!. El gusanillo ya me comenzó a rondar cuando fueron los triunfadores del AZKENA pero tenía otras prioridades y los dejé pasar. Llevo poco más de un mes enganchadísimo a sus tres discos (te recomiendo también los dos anteriores!!)y no me canso de 'meterme en ese agujero de gusano' una y otra vez.

PUPILO DILATADO dijo...

Paulamule - ¿Que no te va a dar tiempo?, anda 'píllate' el disco, lo tienes bien cerquita, metidito dentro del Ipod de tu 'maridito'. No hay tanta novedad destacable ahora mismo como para que no lo escuches antes de Nochevieja. No te va a decepcionar, son una apuesta segura....y sin stress!!jejeje.