POR AMOR A LA MÚSICA: MIKE PATTON, ESQUIZOFRENIA Y LOCURA HECHAS ARTE!!!


Me toca coger el bastón de mando y la corona de poder en 'Por Amor a la Música'. Me he convertido en el PUTO CAPO SEMANAL. Llega la hora de la segunda ronda de este exigente pero muy enriquecedor nivel en el que elegimos músicos virtuosos y excepcionalmente dotados con un instrumento, para hablar de dos trabajos que sean diametralmente opuestos en actitud, sonoridad/género o enfoque expresivo.

Mi INSTRUMENTO-CLAVE esta semana es...LA VOZ!!!, como supongo que habéis deducido desde el primer segundo en el que habéis observado al cantante de la foto, así que tendréis que buscar cantantes o, en su defecto, artistas que utilicen su garganta para hacer sonido, para ilustrarnos un poco sobre su trayectoria escogiendo dos discos que se diferencien lo máximo posible.

Ha llegado el momento Pupilo, no sé si estarás preparado para lo que te espera, el viaje es retorcido y esquizoide pero la puerta del tenebroso circo se ha abierto para tí...PRESSS!!!....SHHHHHHHHH....el show acaba de comenzar...



Los cantantes siempre se han caracterizado por dotar de esa personalidad extra a una banda, definitiva tanto para bien o para mal, esas cuerdas vocales capaces de epatar a toda una audiencia con su armonía y dulce timbre vocal como de volverlas locas con su guturalidad y agresividad. Ser cantante tiene sus puntos positivos, marcas a una banda, eres el 'frontman', te luces, te admiran (o no), eres más libre para dar espectáculo y enriquecer el show pero, claro, también tiene sus puntos negativos; además del desgaste físico, tu voz es única, no hay una igual que la tuya y eso le puede pasar factura a los proyectos que acometas paralelamente a la banda con la que te has dado a conocer. Te encasillan, te clasifican, te asocian a un sonido, a una época y a un momento determinado y no todo cantante sabe evolucionar con lógica o defender su capacidad expresiva fuera de su 'banda madre' o de su sonido 'conocido'.

Las opciones que sopesé en un principio fueron dirigidas a Tom Waits y a Chris Cornell (M.Jackson y Plant me parecieron demasiado evidentes), el primero por arriesgado en todos los sentidos, por tener una carrera tan dilatada y rica que me diese juego para ofrecer contrastes, el segundo también (aunque menos) pero me veía que tenía 'esa cara 'B'' que me iba a poner malo y cabrón y no quería 'picar la jaula con el cantante de Soundgarden. Lógicamente, al asaltarme de golpe el nombre de MIKE PATTON, sentí como el abanico de posibilidades se desplegaba completamente, necesitaba volver a meterme en la mente de este geniecillo loco... aunque no iba a ser un camino lleno de rosas...


Michael Allan Patton es para mí uno de los grandes músicos renacentistas de los últimos tiempos, uno de los creadores absolutos más innovadores y vanguardistas que nacieron en los albores de los 90's, al igual que genios contemporaneos como Trent Reznor o Josh Homme.

Nacido en Eureka (California) en el '68, ha sido, a lo largo de toda su trayectoria, cantante, showman, actor, compositor, letrista, multiinstrumentista, productor en infinidad de bandas y proyectos propios (Mr. Bungle, Faith No More, Fântomas, Tomahawk, Peeping Tom, Mondo Cane, etc,...) como en proyectos y colaboraciones externas al colaborar con Björk, Sepultura, John Zorn, The Dillinger Scape Plan, The Melvin, Boo Ya Tribe, etc, etc, etc, etc.....la lista sería interminable aquí.

Sus influencias siempre han estado claras para desarrollar todo tipo de estilos, géneros, ritmos y melodías acometidas ya que siempre ha tenido en un pedestal a artistas como Frank Zappa, Burt Bacharah, Slayer, Sparks, The Residents, Black Sabbath, King Crimson, John Zorn,...artistas todos ellos abiertos de miras y siempre dispuestos a la experimentación, a la vanguardia pero también a tocar los cojones de una industria con muy poco espacio para la música más experimental e innovadora...¡hasta los 'standards' del jazz y del 'easy listening' más babosos forman parte de su loca cocktelera de recursos.

Su carrera empezó en 1985, en el instituto, ya en una de las bandas claves en su carrera, Mr. Bungle que estaban formados por Trey Spruance (guitar), Trevor Dunn (bass), Clinton 'Bär' McKinnon (saxo) y Danny Heyfetz (drums) y el propio Patton (vocals/keyboards). Lanzaron cuatro 'demos' antes de pegar el gran salto  a Warner Bros. gracias a que Mike fue fichado por Faith no More como frontman al tirar a Chuck Mosley por su afición a la botella y a alguna 'sustancia sospechosa'. Esto se lo deberemos siempre a Jim Martin, el guitarrista de FNM, que escuchó la última 'demo' "OU818" (1989) y se quedó noqueado por la versatilidad vocal y la locura de nuestro protagonista. La etapa en Faith No More debe ser de sobras conocida por todos vosotros y no entraré en demasiados detalles, eso sí, confesaros que el primer disco en formato 'CD' que me compré fue el "Angel Dust" del que guardo un imborrable recuerdo.

Faith No More, época "Real Thing"
Finales de los 80's principios de los 90's, la fusión y el 'crossover' estilísticos de Jane's Addiction, Living Colour, Primus, Red Hot Chili Peppers, Fishbone... están revolucionando la costa oeste de EEUU arrebatándole el cetro de poder al hard rock/sleazy del Sunset Blvd. angelino. FNM pegan el gran salto estilístico y creativo con "The Real Thing" (1989) y con su mega-éxito "Epic", que fue visionado hasta la saciedad en aquella MTV que todavía daba buenos momentos, su continuación con "Angel Dust" (1992) obtuvo mejores resultados si cabe, con un Patton participando claramente ya en labores compositivas y teniendo un álbum poliédrico (como a mí me gusta llamarlo) pero perfectamente cohesionado. Hasta este punto, la condición para que Patton continuase en FNM era su completa libertad para dar continuidad a Mr. Bungle y alternó ambas bandas empezando la puesta de largo de los Bungle con esa trilogía sagrada compuesta por "Mr. Bungle" (1991), "Disco Volante" (1995) y "California" (1999) a la vez que paría discos cada vez más 'Bunglelianos' (gracias/por culpa de la marcha de Jim Martin) con FNM con aquellos "King For a Day...Fool For a Lifetime" (1995) y el canto del cisne de la banda (hasta el momento) con "Album of the Year" (1997).

Para los que se pensasen que la crisis y la falta de ideas con Faith No More y Mr. Bungle de finales de los 90's iba a acabar con Mike estaba muy equivocados porque a partir de aquí nos podemos perder en los múltiples proyectos que acomete formando superbandas, discos solistas, colaboraciones con otros artistas, cameos y pequeños papeles en el cine convencional y 'alternativo' y realizando conciertos de música italiana con orquestas en su etapa vital en el país de la bota. El culo más inquieto que ha parido madre, con permiso de Zappa, claro está...

Así pues, a punto de finiquitar a las dos bandas de su vida, lanza sus dos primeros discos en solitario ("Adult Themes For Voice" (1996) y "Pranzo Oltranzista" (1997)) para, inmediatamente formar dos superbandas como Fantômas y Tomahawk, la primera contando con una formación de auténtico lujo con Buzz Osborne (Melvins/guitar), Trevor Dunn (Mr. Bungle/bass), Dave Lombardo (Slayer/drums) y él mismo para parir un metal experimental y minimalista que no sería del agrado de todo el mundo por su propuesta extrema e innovadora; la segunda, Tomahawk, contaría entre sus filas al guitarra Duane Denison (Jesus Lizard), el baterista John Stanier (Helmet) y el bajista Kevin Rutmanis (The Melvins) al lado de Patton. Esta segunda propuesta iría más enfocada al rock experimental y alternativo con tintes étnicos y densos guitarrazos.

Pero, cómo no, aquí no acaba la cosa porque en la primera década del nuevo milenio su diversificación es más brutal si cabe colaborando y creando en The Dillinger Scape Plan, Björk, el interesantísimo proyecto 'trip hopero' Peeping Tom, Mondo Cane (orquestación de canciones tradicionales italianas), Painkiller, Naked City (la banda de John Zorn), Lovage...Se hace realmente complicado abarcar todo lo que ha hecho Mike ultimamente Pupilos, buffff...

Y llegamos a 2009, reunificación de Faith No More (sin Jim Martin, of course), exitosas giras como cabezas de cartel por todo el mundo mundial, incluso este mismo verano en un cartelazo que les unió a sus amados Black Sabbath pero también con Soundgarden y Motörhead y noticias que ya confirman el esperadísimo nuevo disco de FNM con Roddy Bottum, Billy Gould, Mike Bordin, John Hudson y nuestro culo inquieto favorito. Veremos, los dos adelantos no me han matado, la verdad.

Pero zambullámonos en el 'esquizoide cotarro musical', es la hora de los PAYASOS CABRONAZOS...


...Y de su inquietante 'banda sonora'...



Quedarte con dos opciones antagónicas hablando de un músico que tiene por norma mezclarlo (casi) todo en sus bandas se hace harto complicado pero yo me quedo, ¡¡porque me apetece!! con el duelo Mr. Bungle/Fantômas.

Comenzaré con Mr. Bungle (tomado de un programa educativo y moralista yankee con una marioneta llamada así), ya hemos hablado de sus integrantes, de su trilogía de obligada escucha para aquel que quiera saber qué es esto del dadaismo musical y la locura expresada en un pentagrama, pero la experiencia 'Mr. Bungle' no se puede expresar con palabras...¡tienes que vivirla en tus peludas orejas!. Mi elección es, cómo no, su disco de debut, "Mr. Bungle" (1991). Este álbum, muchos lo catalogaron de 'funk metal alocado' pero esta etiqueta se les queda tan corta y ridícula como su nombre porque esta cabronaza y retorcida colección de canciones es un jodido pasaje de terror circense lleno de cambios imprevisibles, textos depravados y enfermizos, mezcolanza desenfrenada de estilos, ruidillos tenebrosos, lúgubres organillos de circenses y, entre toda esta locura sobresaliendo su genio 'maximus' con un Patton desplegando su paleta interminable de recursos vocales (falsete, 'beat box', 'crooner', gutural, melódico...) entre tanto delirio sónico. El simpático, hijoputa pero muy elaborado "Egg", el único single de toda la carrera de Mr. Bungle, la pesadilla de "Quote Unquote" (originalmente "Travolta"), los potentes "My Ass Is On Fire" o "Love Is A Fist", los funkarras y cachondos "The Girls of Porn" y "Squeeze Me Macaroni",...uffff!! todos los temas son adictivos DE COJONES y con un minutaje más que generoso dejando espacio para todo tipo de experimentación....

De obligado visionado un concierto entero de estos 'CLOWNS' pirados...empiezan el concierto ¡¡¡acabando el concierto!!!...




Pasemos ahora a la otra propuesta, Fantômas, la 'all star band' con Lombardo, Buzz Osborne, y Patton uniendo fuerzas acometiendo una propuesta más abstracta y experimental teniendo el METAL más poderoso como denominador común, escuché el debut de Fantômas, "Amenaza al mundo" (1999) y, sinceramente, no me gustó demasiado, todo es un compendio de pasajes metálicos experimentales que no pasan de los dos minutos con Mike escupiendo sonidos y guturalidades sin articular ninguna palabra, 'a otra cosa mariposa', la locura ahora se torna más cinematográfica para su segundo trabajo...


"The Director's Cut" es una excelente colección de covers de películas clásicas tanto de terror, suspense como de alguna
serie conocida por todos nosotros. El formato canción ya no es tan abstracto aquí, Mike vuelve a cantar, digamos, de forma 'más normal' y los temas están construidos, ya no parecen fragmentos sónicos como en su debut, eso sí, los cambios frenéticos de Buzz, las locuras y los desvaríos berreantes...¡y operísticos!!! de Patton, los aplastantes aporreos de Lombardo y las atmósferas inquietantes deudoras de aquellos clásicos de la Universal o de las propias películas en sí son todo un acierto dando un retorcida y truculenta vuelta de tuerca a temas tan conocidos como "The Godfather", la tétrica "Cape Fear" ("El cabo del miedo"), "Rosemary's Baby" (¡qué parte final señoras y señores!!!), "The Omen (Ave Satani)" o "Charade", un oscuro viaje metálico, 'doom/grindcore' como "One Step Beyond" e "Investigation of a Citizen Above Suspicion" (final antológico Pupilos) y otras muchas sorpresas que el oyente se va a ir encontrando en este incómodo e inquietante viaje tan cinematográfico como "Twin Peaks (Fire Walk With Me)" o "Henry: Portrait of a Serial Killer".


No podía acabar sin proponeros la experiencia cinematográfica de Fantômas en directo, otra experiencia que nadie debería de perderse y unos músicos absolutamente convencidos de su 'criatura' retorcida, oscura, y vanguardista. Os va a enganchar seguro, ¿como el de Mr. Bungle? ¡no!...MUCHO MÁSSS...

6 comentarios:

bernardo de andres herrero dijo...

Mike debe estar en la lsita de lo más prolifoco que existe. de las dos selecciones me ha gustado mucho más Mr Bundle lo del Fantomas no los conocóia pero son demasiado metaleros para competir con la locura zappiana de Bundle

Forrest Gump dijo...

Fan absoluto!Me declaron fan de mike, fan de Faith No More y de todo lo que haga.Su propuesta con John Zorn es otra puta locura!
Grande!
A+

Alex Palahniuk dijo...

Este hombre es Dios, así de claro. Faith No More, grupazo, Tomahawk, otro, Mr. Bungle, una pasada. Un héroe. Yo habría elegido a Glenn Hughes.

gary tormento dijo...

THE REAL THING, man!! Grande el general Patton
Saludos

Vinny Gonzo dijo...

¿No es casi premonitorio que naciera en Eureka? Mike Patton es alfa y omega Pupi, qué pedazo de elección.

Creo que no he escuchado nada de él que, si bien no tiene porque haberme gustado, me haya resultado al menos interesante.

Me quedo sin lugar a dudas con el Director's cut de Fantômas (Mr. Bungle me ponen un poco nervioso, jajaja). Pero si tengo que elegir, Faith No More y Tomahawk serían mis facetas favoritas de Patton.

Olé tú y olé Mike!

Josi dijo...

Pupi, apasionante post pese a que patton nunca fue santo de mi devoción, salvo las dos obras maestras que hizo con FNM, me han entrado ganas de darle una oportunidad a Mr. Bugle. Un saludo, Pupi.