LAS FOTOS INÉDITAS DE MARILYN MONROE

Ahora que han salido a la luz las últimas dos fotos inéditas de la mayor sex symbol que haya existido nunca, es hora de ajustar cuentas en Pupilandia con esta impresionante, irrepetible e inigualable mujer. El notición saltó a los medios de comunicación hace tan sólo dos días y supongo que ya las habréis visto, pero yo no podía dejar pasar esta oportunidad para que estas instantáneas se queden para siempre en mi imaginario particular que es este blog.

Esta oportunidad de poder ver a una Marilyn Monroe más inédita que nunca ha sido gracias/por culpa de la afamada agencia 'Magnum Photos', que ha publicado un libro de fotografías, en concreto 80, que lleva por título "Marilyn By Magnum" y que sirve de antesala al 50º aniversario de la muerte de la actriz que se cumplirá este próximo 5 de agosto. Estas instantáneas han sido realizadas por los fotógrafos más prestigiosos que existían en aquella época pertenecientes a la plantilla de Magnum. Artistas tan dispares como Robert Capa, Henri Cartier-Bresson, George Rodger, David 'Chim' Seymour y otros colaboradores tales como Elliott Erwitt, Eve Arnold, Inge Morath, Philippe Halsman, Bruce Davidson, Dennis Stock, Bob Henriques y Erich Hartmann tuvieron a la diva hollywoodiense más explosiva del universo ante el ávido y deseoso objetivo de sus hambrientas cámaras...¡Cómo me hubiese gustado formar parte de aquellas sesiones teniendo a un icono cultural delante de mí...y de mi cámara!!

Estas dos fotográfias están realizadas por el reconocido fotógrafo, Philippe Halsman, en 1952, cuando la Monroe contaba con tan sólo 26 años (todavía quedaba una década para que nos dejase) y en la dorada época de "Niagara", "Los caballeros las prefieren rubias" y "Cómo casarse con un millonario". El escenario de la sesión no es ni más ni menos que su propio apartamento, el 12305 de Fifth Helena Drive en Brentwood, Los Angeles, y son dos instantáneas que distan mucho de la explosividad que mostraba y demostraba en actos sociales y en los planos más reconocidos de sus largometrajes.

La Marilyn Monroe que podéis apreciar aquí es una mujer que muestra su vulnerabilidad por encima de su iconicidad sexual. Desde luego que esta expresión de fragilidad no le quita belleza, ni mucho menos, ni derriba el mito erótico en el que se había convertido, pero chocan mucho esos ojos que nos miran como pidiéndonos ayuda, como demandándonos comprensión a la hora de ver a la persona que hay detrás de la estrella.

En esta otra, la pose en el suelo es sublime con ese precioso vestido de gasa transparente rosa que nos invita irremediablemente a 'descubrir' su anatomía. Monroe, con una mirada perdida en sus pensamientos, neuras y obsesiones, se nos muestra nostálgica de tiempos que nunca volverán, evoca la tristeza de una muñeca rota, hasta se palpa cierta mirada sumisa que, contradictoriamente, sería el único adjetivo que enlazaría con el personaje sexual y mítico que todo el mundo conocía.

Queda muy poco para recordarla en el 50º aniversario de su desaparición y no hay mejor manera de hacerlo que tener "Marilyn By Magnum" en nuestras manos, queda muy poco para que amemos a esta mujer por enésima vez y que recordemos aquellas carismáticas poses y películas inmortales que nos hicieron soñar en un mundo lleno de 'bombas rubias' y bellezones glamourosos.

No podía dejar pasar un video que he encontrado de una sesión fotográfica completa del fotógrafo con la estrella....desde luego, lo que dan de sí una pared y unas taquillas teniendo a semejante hembra delante...

2 comentarios:

Alex Palahniuk dijo...

Marilyn... ¿Quién pudiera haber pasado una noche con ella, eh Pupilo? ¡Un abrazo!

ÁNGEL dijo...

¡Qué vestido más chulo!, jeje.
Saludos.